Alimentación y buenos hábitos

 En esta ocasión, tenemos a una invitada muy especial: Gaby Albarrán, madre de tres hijos, entusiasta, apasionada de la salud y una excelente health coach con quien Thermomix® ha hecho una gran mancuerna para promover la salud desde un punto de vista integral y en este número comparte con todos nosotros algunos tips para mejorar nuestra alimentación y tener mejores hábitos alimenticios.  
Nos conviene comer bien y gozar los beneficios de una buena nutrición.

Yo tengo algunas preguntas para ustedes, y me gustaría que las contestaran con total honestidad:


  • ¿Sienten que pueden mejorar su digestión?
  • ¿Quiénes de ustedes sufren estreñimiento?
  • ¿Quiénes de ustedes sufre fatiga por las mañanas?
  • ¿Quién experimenta dolores de cabeza todos los días?
  • ¿Quiénes tienen antojos por comer?


Piénsenlo bien. Quien haya respondido afirmativamente alguna de estas preguntas tiene un reto por delante, ya que todos estos ¡son síntomas! Son la punta del iceberg de algo que está pasando en su cuerpo. Convivimos con el estrés las 24 horas del día, cuando es un veneno que, en silencio, causa envejecimiento prematuro, agotamiento, aumento de peso y genera miles de radicales libres en tu cuerpo. La vida diaria nos orilla a comer en forma inapropiada, es decir: ¿te sientas a comer? ¿Cuántas comidas haces en el día? ¿Cuántas verduras y frutas consumes? ¿Tomas algún tipo de suplemento?
Podemos cambiar todo esto y tener una vida más sana. Lo que necesitamos es que honres tu cuerpo y hagas los cambios necesarios. No es magia, todo es ciencia. Necesitamos nuevos hábitos y, sobre todo, nuevos pensamientos.

Yo sé que nos podemos sentir saturados con tanta información y terminar haciendo nada. Sin embargo, lo que es una realidad es que todos podemos tener una vida sana y esto no significa bajar de peso solamente. Significa transformar el estilo de vida, sanando procesos metabólicos, atacando la inflamación y, en consecuencia, teniendo el peso ideal y energía para hacer nuestras actividades, teniendo la capacidad para descansar adecuadamente, detener alergias y enfermedades del sistema inmune.

¿Sabías que el 95 % de las personas que hace dieta para perder peso lo gana en un año? Es una lástima ¿no? ¿Qué es lo que pasa? Lo que creo, y siempre platico en consulta, es que estas personas que subieron lo que bajaron no cambiaron su forma de pensar y en consecuencia no transformaron hábitos para que el cambio fuera permanente.

Algunos de los temas que trabajo con mis clientes que han logrado tener éxito en regresar a su estado óptimo de salud y, por lo tanto, estar en su peso ideal, son los siguientes:
  • Combate la inflamación. La inflamación es otro veneno silencioso y muchas veces desconocemos el grado de inflamación que sufrimos en el cuerpo, especialmente en el intestino. En muchos casos, un intestino inflamado conlleva problemas de salud que van desde el sobrepeso, dolores crónicos, alergias, cambios de humor y falta de líbido, hasta enfermedades del corazón, desórdenes del sistema inmunológico, insomnio y depresión. La mala alimentación, el estrés, los radicales libres, el cigarro, el alcohol, el exceso de ejercicio, tomar en exceso café, comida a la que somos sensibles, todo esto deriva a que tengamos un alto grado de inflamación. Cuando el intestino está así, por más que comamos sano, no vamos a absorber los alimentos en forma adecuada. Para bajar la inflamación tenemos que regresar a lo natural, no hay de otra.
  • Come variado. Lo que comas el lunes, no lo repitas el martes. El cuerpo se llega a acostumbrar muy fácil a lo que le das, por eso es importante que le proporciones alimentos distintos para mantenerlo activo. Créeme, verás resultados si haces esto.
  • ¡Ten buenos hábitos!  Regresa a lo natural, disminuye harinas y azúcares refinados, disminuye o evita comida chatarra, disminuye la cantidad de alcohol, toma más agua y come algo verde en cada comida.
  •  Muévete. Aunque el ejercicio no sustituye la buena alimentación, es importante para que tengas un estilo de vida con más calidad. No te concentres en las calorías gastadas, fíjate en que tu cuerpo se está moviendo, estás generando músculo y te verás increíble, además de que te dará endorfinas (pura felicidad).
  • Come balanceado. Verduras y frutas (te darán vitaminas, minerales, fibra y azúcares simples que te ayudarán a nutrir directamente el proceso celular). Proteínas como carne, pollo, huevo, quinoa (sus tareas son diversas: defensivas, inmunológicas, estructurales, de crecimiento, entre muchas otras). Carbohidratos como avena, pan integral, arroz integral, pasta integral, camote, papa, entre otros (aportan glucosa que entra a la célula para darle energía). Lípidos como aguacate, nueces, almendras, aceite de oliva, de coco, aceitunas (es muy importante que vengan de fuentes vegetales (insaturadas), funcionan como reserva energética, estructural y reguladora. Recuerda: las grasas sanas ¡No suben de peso!
Existe una perfecta armonía en todo lo que comemos. En mi consultorio enfatizo lo que mucha gente sabe ya de nutrición. Educo y profundizo en el tema para que sepan por qué tienen que comer lo que les sugiero y ayudar a que tengan una vida en balance (físico, mental y emocional).
Q.A. Gabriela Albarrán Morán
Integrative Nutririon Health Coach
[email protected]
shop.com/gabyalbarran
FC: /gabyintegrativehealthcoach
TW: @gabyamoran

Nuestros productos han impresionado a millones de familias por más de 130 años, gracias a la superioridad, tecnología innovadora y de larga duración.